lunes, 20 de abril de 2009

Los documentalistas y el poder

Tiempo atrás nos juntamos en grupo y discutimos un poco qué tipo de documental queremos. Eso me recordó releer "Los intelectuales y el poder" (Foucault y Deleuze) cosa tal vez recomendable.

De no haber sido por la clase de hoy en la que Campos insistió mucho sobre el compromiso de uno con el documental (y no con el trabajo práctico) hubiera intentado hacer un comentario entre general y personal del texto. Pero eso hubiera sido en vano porque la verdad es que no lo entiendo mucho a pesar de haberlo leido varias veces y de haber tenido una clase magistral con Fernándo M. Gallego (sigo revindicando grandes profesores, gracias Euge).

Y en función de la clase de hoy, el texto afirma: hay que hablar en nombre propio.

¿Por qué? ¡Ufff! Es cierto, mucho no lo entiendo (y no soy el maoista) pero está, está. Y si estoy obligado a responder entoces debo decir que leerlo es recomendable.

No hay comentarios: